Ir al contenido principal

POESÍA: LA VIDA, DESDE EL MINUTO CERO

Siga atentamente las instrucciones:

1º Conecte el vídeo y escuche un poquito hasta que te encuentres feliz...


2º Ahora lee...

LA VIDA DESDE EL MINUTO CERO

Absorbes el humo a un cigarrillo
al que te agarras con tus dedos
igual que a tu buena vida,
mientras los reflejos del sol te ciegan
y se escapa tu vida con glotonería,
transformándote en deshecho
de la  blasfemia contenida de un te quiero,
hundiéndote en aguas sólidas
que te aferran los tobillos, y te hacen poso.

Nacemos sin propósito a la vida,
la suerte radica en la oportunidad,
la cuna nos da los complementos
que nadan sigilosos con ojos amarillos,
los inculcaron tan salvajes, mas,
no hay propuesta final, nadie escribe el Libro,
mientras los reflejos del ocaso del sol me ciegan
y me envuelve un sudario sudado en otras vidas,
al son de los tambores primitivos
que encendieron los braseros de este viejo destino.

De mi garganta sale un grito muerto
y tú, muriéndote sigues engullendo peces de colores,
pero no lo dudo, a la vida se la ama desde el minuto cero.



3º Espero haberte trasladado a otro mundo por un momento.


P.D.: "Lo hago pensando en ti... ¡Disfrútalo!"

MariCari, la Jardinera fiel.

{¡B U E N A_____S U E R T E!}

Comentarios

  1. Sí que me has trasladado a otro mundo, jardinera querida, y a uno de pensamientos muy variados, como siempre que tengo la dicha de leerte, gracias.

    Mil besos.

    ResponderEliminar
  2. hoy lo necesito, y sí que me ha servido. besos y gracias, mari cari.

    ResponderEliminar
  3. Pues sí, me has transportado a otro mundo, todo un placer. Por cierto, hola de nuevo, MariCari

    ResponderEliminar
  4. Gracias, amiga mía, sí que me has trasladado a ese punto de felicidad, de evasión, que tanto necesitaba. Aunque en mi caso no me he agarrado al cigarrillo sino a una tableta de chocolate negro (el vicio es el vicio jajajajaja)

    Besotes jardinera.

    ResponderEliminar
  5. Hola Cari! Y sí!!!! yo me aferro a ese minuto y todas las horas y días para seguir en esta vida......Y la amo!.Gracias por tus palabras que riegan siempre el alma y disfrutar de tu poesía. Un beso grande, Gloria.

    ResponderEliminar
  6. Para alguno el mismo minuto cero representa el encuentro con la dura vida, chica. Sí, creo que cada persona tienen sus momentos buenos y malos, esos que te hacen elevarte hacia el infinito y más allá, o los que te hunden en la ciénaga más infecta. De poder salir embarrado pero dignamente se trata, chica.
    Un besito

    ResponderEliminar
  7. Hay gente que nace con estrella (como las chicas del video) y otras que nacen estrelladas (como una), pero lo importante es cómo se encara la vida, con optimismo y alegría o en forma derrotista.
    Besos

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Si no puedes resistirte a dejar tu comentario... ¡Adelante!

Entradas populares de este blog

EL MAL NECESARIO, de Jaime Covarsí

Hay tanta oferta cultural en esta ciudad de Badajoz en los mismos días y a las mismas horas que es normal que las que se refieren a presentaciones de libros (da igual que sean de novela, relato, poesía, etc.) pasen desapercibidas, por varios motivos, pero el más sorprendente es la que utiliza el boca a boca (Facebook) como única campaña de marketing. Otro motivo de por qué pasa desapercibida una presentación de un libro es porque tendemos a realizarla en una librería, que es justo el almacén de libros más desorbitado en proporción a títulos, así, escuchamos el nombre de uno y ya nos parece hasta mediocre, repetitivo y no sirve indicar que la familia lo lleva ya por la segunda o tercera ediciones o que ha aparecido en diversos blogs y hasta en suplementos culturales que favorecen la posibilidad de retención del susodicho título, pongamos por caso que oímos: El mal necesario, de Jaime Covarsí.
El mal necesario sin embargo, no debe perdérselo el buen lector por la fina ironía que vierte …

POESÍA: UNICORNIOS QUE SON CABALLOS

He soñado con equinos blancos galopaban encabritados mordiendo sus espumarajos lanzando coces al aire persiguiendo a hombres de todas las edades, les seguí con la vista frenaron sus cuartos traseros en la orilla del mar, no eran unicornios solo valientes caballos que querían salvar…
¿Qué querrían salvar?
He soñado con caballos tan blancos, que relucían  brincando en las montañas relinchando felices ya, y que no volverán pues herraron a sus cascos lo malo humano y gruñen que lo han enterrado en el mar.
P.D.: "Sería tan fácil cambiar el dicho de: Por un clavo se perdió un reino."
MariCari, la Jardinera fiel.

{¡B U E N A_____S U E R T E!} ♥ ღ ♥