Ir al contenido principal

BLOGSEXTINAS


Las reglas en el Jardín para confeccionar BLOG-Sextinas 

(Nota de la autora: debido a que se trata de un juego y que se hace con rapidez y con las palabras que se derivan de dicho juego, es por ello que entraña cierta dificulta y con la falta de pericia, se observa que los versos solo sean de arte mayor)


1ª Los 6 primeros comentarios para la Sextina y los 4 primeros comentarios para la Cuartina, siempre sin contar los de la Jardinera fiel, serán de una sextina o cuartina para la del martes siguiente.

2ª Atendiendo a las clases de palabras que pueden surgir en el análisis morfológico de los comentarios que realicen los seguidores, intentando coger la  palabra 6ª y 4ª tenemos que diferenciar entre:
Sustantivo o nombre (sí valen) personas, objetos, sensaciones, sentimientos, ideas, etc.
Pronombre (no valen) sustituye a otros términos para designar personas o cosas sin nombrarlas directamente (personales, demostrativos, indefinidos, numerales, relativos, posesivo, interrogativos).
Adjetivo (sí valen) acompaña al nombre calificándolo (calificativos y determinativos ) –no se considera una clase de palabra sino un morfema libre del sustantivo-. Aunque según mi amigo Juan Ojeda, son las moscas de la literatura, y añade de autor, “si una persona en diez palabras resalta más de tres adjetivos, el frutillar recomienda sonreía y buscar refugio”, sublime maestro!!, pero para la poesía, según MariCari, nos valen.
Verbo (sí vale) parte de la oración que se conjuga y expresa acción y estado.
Adverbio (no  valen) parte invariable de la oración que puede modificar, matizar o determinar a un verbo o a otro adverbio.
Preposición (no valen) porque no tienen significado propio, aunque unan términos.
Conjunción (no valen) sirven para unir
Interjecciones (no valen) expresan actitudes, sentimientos y sensaciones… mis juas, juas…

3ª Seleccionar por riguroso orden, A, B, C... la palabra 6ª o 4ª  de cada comentario siempre que sea válida, si no se  irá subiendo dentro del comentario hasta que encuentre una válida.



Wikipedia http://es.wikipedia.org/wiki/Sextina

Sextina

Orígenes
Su creación se atribuye al trovador occitano Arnaut Daniel quien, a finales del siglo XII, compuso la primera sextina titulada Lo ferm voler qu'el cor m'intra (el firme deseo que se aloja en mi corazón), y alcanzará su máximo esplendor durante el Renacimiento.

Características
Las seis estrofas que, con el terceto final, conforman la sextina, carecen de rima, pero cada uno de sus seis versos acaba en una palabra-rima (preferentemente un sustantivo llano y bisílabo).

Estas seis palabras-rimas finales de cada verso, se irán repitiendo en las estrofas siguientes alterando su orden, pero siempre siguiendo una misma ley: las tres primeras palabras-rimas "bajan" para hacer "huecos" entre ellas de modo que la primera pasa al verso segundo, la segunda pasa al verso cuarto y la tercera baja al verso sexto. Quedan por tanto, tres versos libres, el primero, el tercero y el quinto, que son ocupados por las tres palabras-rimas restantes en orden inverso: la sexta en el primer verso, la quinta en el tercero y la cuarta en el quinto. Aplicando esta regla de colocación se obtiene el siguiente esquema:

ABCDEF – FAEBDC – CFDABE – ECBFAD – DEACFB – BDFECA

Si se volviese aplicar la regla se volvería a obtener el orden de la primera estrofa (ABCDEF).

En el terceto final se repetirán las seis palabras-rima de forma que las palabras-rimas aparecen a mitad y a final de verso siguiendo el mismo orden que en la primera estrofa, es decir, AB,CD,EF entendiendo que A está en mitad del primer verso y B a final del primer verso, etc.

(A) Al bello resplandor de vuestros ojos 

(B) mi pecho abrasó Amor en dulce llama 

(C) y desató el rigor de fría nieve, 

(D) que entorpecía el juego de mi alma, 

(E) y en los estrechos lazos de oro y hebras 

(F) sentí preso y sujeto al yugo el cuello. 



(F) Cayó mi altiva presunción del cuello, 

(A) y en vos vieron su pérdida mis ojos, 

(E) luego que me rindieron vuestras hebras, 

(B) luego que ardí, señora, en tierna llama; 

(D) pero alegre en su mal vive mi alma, 

(C) y no teme la fuerza de la nieve. 



(C) Yo en fuego ardo, vos heláis en nieve, 

(F) y, libre del Amor, alzáis el cuello, 

(D) ingrata a los tormentos de mi alma; 

(A) que aun blandos a su mal no dais los ojos. 

(B) Mas siempre la abrasáis en viva llama 

(E) y sus alas pendéis en vuestras hebras. 



(E) Viese yo las doradas ricas hebras 

(C) bañadas de mi llanto, si la nieve 

(B) vuestra diese lugar a esta mi llama; 

(F) que la dureza de este yerto cuello 

(A) la pluvia ablandaría de mis ojos 

(D) y en dos cuerpos habría sola un alma. 



(D) La celestial belleza de vuestra alma 

(E) mi alma enlaza en sus eternas hebras, 

(A) y penetra la luz de ardientes ojos, 

(C) con divino valor, la helada nieve, 

(F) y lleva al alto cielo alegre el cuello 

(B) que enciende el limpio ardor inmortal llama. 



(B) Amor, que me sustentas en tu llama, 

(D) da fuerza al vuelo presto de mi alma, 

(F) y, del terreno peso alzando el cuello, 

(E) inflamarás la luz de sacras hebras; 

(C) que ya, sin recelar la dura nieve, 

(A) miro tu claridad con puros ojos. 



(AB) Por, vos viven mis ojos en su llama, 

(CD) ¡oh luz del alma!, y las doradas hebras 

(EF) la nieve rompen y dan gloria al cuello. 


Dante y Petrarca ensayaron las sextinas dobles que consisten, simplemente, en repetir dos veces el esquema de estrofas de seis versos (es decir, ABCDEF–FAEBDC–CFDABE–ECBFAD–DEACFB–BDFECA-ABCDEF–FAEBDC–CFDABE–ECBFAD–DEACFB–BDFECA) y añadir al final el terceto, tal y como se hace en la sextina simple.

Destacó por sus excelentes sextinas Luis Vaz de Camões, y en nuestra época este tipo de composición fue ampliamente cultivado por el poeta catalán Joan Brossa.

Más recientemente ha aparecido la sextina de Neil Gaiman "Vampire Sestina", publicada en España en el libro recopilatorio Humo y espejos (Barcelona, Norma Editorial, 1999). Dentro de la poesía española, el poemario Penúltimo momento, de Ernesto Filardi contiene "Ellas. Sextina a lo intangible" (Madrid, Sial, 2005). En Perú, Carlos Germán Belli, poeta perteneciente a la Generación poética del 50, ha cultivado la sextina, tal como figuran en su libro "Sextinas, villanelas y baladas" (Madrid: Visor Libros, 2007). Según el Dr.Nazaret Solís, Belli es un ferviente admirador de las formas clásicas y de la poesía del Siglo de Oro español; de ahí que imite conscientemente la poesía de Góngora, Medrano, Herrera...

El trabajo más reciente y completo sobre la sextina es el libro Sextinas. Pasado y presente de una forma poética, obra de Chús Arellano, Jesús Munárriz y Sofía Rhei, publicado en Madrid por Hiperión en 2011. Incluye un estudio preliminar y una amplia antologia de sextinas desde su invención hasta la actualidad, con inclusión de los textos originales de las escritas en otros idiomas (hasta 8). Es un libro de 460 páginas, con poemas de autores como, Dante, Petrarca, Cervantes, Lope, Sidney, Spenser, Kipling, Pound, Eliot, Auden, Ashbery, Marianne Moore, Ungaretti, Gil de Biedma, etc., hasta más de un centenar.

Con colorines para que nos quede claro la estructura de la Sextina:

ABCDEF – FAEBDC – CFDABE – ECBFAD – DEACFB – BDFECA
AB
CD
EF
Nombre del autor.






Sextina como estrofa de seis versos…
La sextina es una estrofa de seis versos endecasílabos u octosílabos, iniciada o finalizada por un pareado (CC ó cc), mientras que los otros cuatro versos aconsonantan el primero con el tercero y el segundo con el cuarto (ABAB ó abab); o bien el primero con el cuarto y el segundo con el tercero (ABBA ó abba).

(C) La princesa está triste… ¿Qué tendrá la princesa?

(C) Los suspiros se escapan de su boca de fresa,

(A) que ha perdido la risa, que ha perdido el color.

(B) La princesa está pálida en su silla de oro,

(B) está mudo el teclado de su clave sonoro,

(A) y en su vaso, olvidada, se desmaya una flor.

Rubén Darío


También recibe el nombre de sextina cada uno de las estrofas de seis versos que componen la composición poética denominada sextina.





La Cuartina según enseñaron a mi querida amiga Kanet y ella a mí...


ABCD-DABC-CDAB-BCDA

AB
CD 

Nombre del autor





Entradas populares de este blog

EL MAL NECESARIO, de Jaime Covarsí

Hay tanta oferta cultural en esta ciudad de Badajoz en los mismos días y a las mismas horas que es normal que las que se refieren a presentaciones de libros (da igual que sean de novela, relato, poesía, etc.) pasen desapercibidas, por varios motivos, pero el más sorprendente es la que utiliza el boca a boca (Facebook) como única campaña de marketing. Otro motivo de por qué pasa desapercibida una presentación de un libro es porque tendemos a realizarla en una librería, que es justo el almacén de libros más desorbitado en proporción a títulos, así, escuchamos el nombre de uno y ya nos parece hasta mediocre, repetitivo y no sirve indicar que la familia lo lleva ya por la segunda o tercera ediciones o que ha aparecido en diversos blogs y hasta en suplementos culturales que favorecen la posibilidad de retención del susodicho título, pongamos por caso que oímos: El mal necesario, de Jaime Covarsí.
El mal necesario sin embargo, no debe perdérselo el buen lector por la fina ironía que vierte …

POESÍA: UNICORNIOS QUE SON CABALLOS

He soñado con equinos blancos galopaban encabritados mordiendo sus espumarajos lanzando coces al aire persiguiendo a hombres de todas las edades, les seguí con la vista frenaron sus cuartos traseros en la orilla del mar, no eran unicornios solo valientes caballos que querían salvar…
¿Qué querrían salvar?
He soñado con caballos tan blancos, que relucían  brincando en las montañas relinchando felices ya, y que no volverán pues herraron a sus cascos lo malo humano y gruñen que lo han enterrado en el mar.
P.D.: "Sería tan fácil cambiar el dicho de: Por un clavo se perdió un reino."
MariCari, la Jardinera fiel.

{¡B U E N A_____S U E R T E!} ♥ ღ ♥