Ir al contenido principal

CRÍA CUERVOS Y...

Con respecto a los cuervos, en realidad, Esopo se quedó corto en sus fábulas. 


Parece que estos pájaros no resuelven sus problemas con el ... "mero ensayo y error" (se pierden el errar es de sabios, etc,) sino que van a lo hecho y usan la técnica de las piedras cuando se trata de extraer un gusano de una jarra con agua. 



Pero si le cambias el agua por serrín, ya no saben y ni se molestan en probarlo, o al menos no con mucho ahínco. 





Además, cuando se les da a elegir entre piedras grandes o pequeñas, escogen las grandes, posiblemente para ahorrar tiempo. También suelen preferir tirar piedras que bloques de poliestireno, que como es sabido flotan en el agua y no sirven de gran cosa, mejor lo usamos en los disfraces como relleno que no pesa y rellena. 



El poliestireno no existía en tiempos de Esopo así que el buen hombre no pudo incorporarlo a sus fábulas, y ni tampoco en las épocas en que evolucionaron los cuervos, de modo que estas habilidades parecen realmente cognitivas, y no solo instinto. 

Los niños cuando son pequeños resuelven los problemas de modo similar, pero aprenden de forma distinta, según los psicólogos que no se llaman Esopos, pues les manipulan el experimento para que, aparentemente, ocurra algo imposible en el mundo real, y los cuervos no aplican su resultado en ensayos posteriores, lo que viene a demostrar que es su instinto el que funciona, mientras que los niños, utilizan una estrategia más práctica: lo que funciona, funciona y así me vuelvo a vestir de cuervo que cuando pequeño fui el centro de atención de la fiesta.

A veces, nuestra especie parece pensar, y no es necesario comprender el mundo para utilizarlo a favor de uno, o en contra de los demás, ni para obsesionarse con los disfraces.

P.D.: "¡Si yo fuese el criador/científico de los cuervos de estos experimentos tendría mucho ojo con ellos!"

MariCari, la Jardinera fiel.

{¡B U E N A_____S U E R T E!}

Comentarios

  1. los cuervos, al igual que las urracas y los buitres, son aves con mala reputación. en la película 'los pájaros' de hitchcock salían bandadas enteras de cuervos, qué miedo...
    besos y espero que te hayan traído muchas cosas los reyes!!

    ResponderEliminar
  2. El tema de los cuervos da para mucho, ¿no, amiga? En lo personal, siento por ellos un tremendo respeto y espero que sea recíproco.

    Besos.

    ResponderEliminar
  3. Tienen mala baba los cuervos, al igual que las gaviotas y si lo dicen sabios como Esopo no tengo más que añadir.
    Un beso

    ResponderEliminar
  4. Esto de cría cuervos siempre me ha llamado la atención. Pero creo que algo de verdad tiene la Fábula aunque tu sabiamente la has ampliado:-)
    Muy observadora, Tendré cuidado de no vestirme de esa guisa. Bss

    ResponderEliminar
  5. No podemos arrancarnos esos prejuicios que nos hacen ver seres marginales, terroríficos, o en este caso, de mal agüero, a nuestro alrededor. Particularmente, no me gustan, a ver si hacemos cuentos que desmitifiquen a tanto bicho ya que si están aquí, por algo será.
    Me viene a la memoria, la Canción de Paco Ibáñez sobre un poema de Goytisolo "Eráse un lobito bueno al que maltrataban todos los corderos.

    ResponderEliminar
  6. uy ami me gustan los cuervos te mando un beso y te me cuidas.

    ResponderEliminar
  7. ¡Hola! Acabamos de descubrir tu blog y te seguimos desde ahora. Ojalá que también te guste nuestro espacio
    ¡Un abrazo grande de parte de los tres!
    www.melodiasporescrito.com

    ResponderEliminar

Publicar un comentario

Si no puedes resistirte a dejar tu comentario... ¡Adelante y gracias!

Entradas populares de este blog

UNA MANZANA EN LA NEVERA de Sandra Sánchez

UNA MANZANA EN LA NEVERA de Sandra Sánchez, por Caridad Jiménez Parralejo (BREVE RESEÑA del POEMARIO de la editorial Piediciones, publicado en Octubre de 2017.)
Abrí la puerta de la nevera y no tuve que meter mi cabeza adentro para ver cuál era su contenido, saltaba a la vista una roja manzana. 

Una manzana en la nevera de la poeta asturiana Sandra Sánchez, es una nevera en modo libro que si a su vez abrimos su puerta o cubierta, ¿qué ocurrirá? Seguramente se encienda la lucecita como en la nevera y tal que si fuésemos Adán y Eva, mordamos la manzana.
Con el primer muerdo a su manzana se nos escancia en la boca un sabor poético a carpe diem como en el poema Un día abrí los ojos cuando dice: “Un día abrí los ojos/ y habían pasado veinte años./ … Apenas nada.” y que nos va a acompañar en cada mordisco, unas veces en primer plano y otras como un regusto, tales son los casos de Gameovercuando dice: “…de saber de qué va el juego éste/ -al fin-/ en el que sólo hay una vida.”; y también en Apren…

SONETO A LA SIERRA DE PELA

SIERRA DE PELA...
(A mi sobrino Fco Javier J M )
No hay en el mundo, para mí, una cumbre, ni un pico, ni montaña que me rija o conquiste con gana tan prolija como lo hace esta sierra con su herrumbre.
Desde mi lejanía la vislumbre y su llama de faro me dirija, que es imagen que a mí me regocija y siempre necesito que me alumbre.
Ella está en la raíz de mi penar, sobre el pueblo en el que una sementera aparqué mi faena de espigar y olvidé la alegría de mi era. ¡Quién sus peñas volviera a jalonar para bajar lozana su ladera!


MariCari, la Jardinera fiel.

{¡B U E N A_____S U E R T E!} ♥ ღ ♥

LA CIÉNAGA NEGRA

La ciénaga negra que todo lo cubre refleja una luna mellada sin brillo que juega a esconderse en funestos árboles donde el triste viento acalla, en sus hojas, los nombres de cuerpos que el tiempo cortó, y entre rosas rojas olvidados nadan en la negra ciénaga que todo lo cubre.
MariCari, la Jardinera fiel.

{¡B U E N A_____S U E R T E!} ♥ ღ ♥